miércoles, 25 de julio de 2012

Sobre la obra de Alberto Vélez Álvarez, Agua y Oxígeno para el Mundo


Una gigantesca ventana a la selva amazónica colombiana, SUEÑOS, fue la primera obra pictórica de Alberto Vélez Álvarez que vi. Recién llegada de México, para mi Colombia era un enigma y vine a darme de frente con el primer gesto de la selva, en esta pintura grandiosa, exuberante, plena de vida, animante, bullendo en el manejo magistral de los verdes, del artista de Itagüí.

Alberto Vélez Álvarez ama sobre todo un espacio de su patria, ama la selva y como el cronista Carvajal, de ahí “quisiera verlo todo” (citado por Anderson Imbert), como el escribidor de Orellana, con rasgos de fantasía poetiza la crónica de la selva amazónica, esta vez con sus pinceles, una crónica es dramática y cruel por las agresiones que sufre la selva a raíz de la ambición y la codicia de quienes la deforestan, más sin embargo sus cuadros no pierden la belleza de este lugar “lleno de maravillas”, como lo describe el fiel retratista de su paisaje. Enigmático, enverado, el paisaje selvático, “es como un mundo aparte al que conocemos, encierra una magia que sólo los indígenas que viven en su vientre entienden” expresa el pintor a esta habitante de la geografía del semidesierto mexicano.

Cuando volví a México tuve la gran oportunidad de comentar con Ingrid Suckaer, biógrafa del pintor Rufino Tamayo,  organizadora y curadora de unas 40 exposiciones internacionales en México que al conocer el trabajo artístico de Alberto Vélez que le mostré  a través de algunas fotografías de su obra “agua y oxígeno para el planeta”, me dijo: “su obra es investigación  de la amazonia, deja  ver  paisajes de gran seriedad artística, una gran obra para tener en cuenta…..Es muy loable este compromiso del artista para proteger el medio ambiente”.  

La pintura de Alberto Vélez Álvarez es un grito de color que llama a cuidar y respetar la selva, esa gigantesca criatura que emana energía y nos regala oxígeno, que es vida, el que los demás hombres entiendan este mensaje es su sueño, su sueño más humano, puedo también decir que cuando tuve frente a mí su obra, sentí que todo crecía a mi alrededor, debe ser el sueño mágico de la creación.

Nohemí Sosa Reyna. Periodista y  poeta Méxicana.